martes, 13 de mayo de 2014

Visitando Iglesias en la V región

VISITAS FRATERNAS A IGLESIAS EN LA V REGIÓN
Sábado 10 de Mayo del 2014

Mientras se realizaba la Convención de dorcas en la Iglesia 1° de Viña del Mar, ubicada en el sector de Gómez Carreño, nuestro Obispo Juan Ormeño Lagos, en compañía de algunos pastores miembro del Directorio, visitaron a algunos pastores, para conocer en terreno los templos, el trabajo y las proyecciónes de cada uno de ellos.
Especialmente fue de gran bendición llegar al templo de Glorias Navales, que administra el pastor Raul Alvarado Granja, y que el día viernes 09 de mayo, sufrió una arremetida pública por un par de vecinos, que se queja por "ruidos molestos", y que en esta oportunidad nuestro Obispo le da palabra profética, indicando que toda esta situación traerá gran bendición para la Iglesia.
Fue muy grato la oración efectuada en el templo y entregar a nuestro gran Dios toda esta situación...

    

Siendo las 13:30 hrs. la comitiva pastoral, visita la Iglesia 4° Viña del Mar, ubicada en el sector "Forestal", que administra el pastor Diácono Jorge Hernández San Martín, junto a su esposa la pastora Mercedes Brito Moreno, quienes llevan algunos años administrando esta congregación y se encuentran trabajando arduamente en la ampliación de su hermoso templo.

Un hermosa familia que recibió a nuestro Obispo y su comitiva compartiendo un grato almuerzo y escuchar los hermosos testimonio de lo que Dios está haciendo en esta congregación. Dios confirme todo los proyectos y desafíos que este matrimonio pastoral tiene en su corazón.

   

En el transcurso de la tarde, nuestro Obispo visitó la Iglesia Valparaíso - Los Placeres, cuyo templo se encuentra ubicado en el cerro del mismo nombre, que es adminsitrada por el pastor Daniel González Apablaza y su esposa la pastora Rosa Veliz Acosta, quienes está trabajando arduamente en lo espiritual, teniendo un hermoso templo para la congregación, pero que se hace estrecho para contener la hermandad y se está proyectando en la ampliación aprovechando el espacio que se tiene hacia la quebrada, como también comenta un gran desafió que es construir a nivel de calle, que sería la entrada del templo, accediendo a una galería, para luego descender al templo actual... ¡Glorioso!

Rogamos a nuestro Dios confirme todo el trabajo ministerial que nuestros pastores y sus familias está desarrollando en esta costera región.

   

Nuestro Obispo y el grupo de pastores que le acompañaban manifestaron la alegría de compartir en cada uno de estos templos y ser bendecidos por el esfuerzo, dedicación y creatividad para ampliar y consolidar el lugar que nuestro Dios les ha otorgado.

COMUNICACIONES
Pr. Mario Ceballos B.

Convención de dorcas V región

EL REINO DE DIOS HA LLEGADO A NOSOTRAS
Viña del Mar 2014

Con una asistencia aproximada de 400 dorcas, se dieron cita en la amada Iglesia 1° de Viña del Mar, administrada por el pastor diácono Mario Villalobos López y su esposa la pastora Lorena Alvarado Granja, quienes se esmeraron en atender a este hermoso grupo de dorcas, quienes junto a sus pastoras llegaron a participar de esta gran fiesta espiritual.

Nuestra pastor Diaconisa Alicia Parada Acuña, con casi la totalidad de su directorio, presidieron esta magna Convención, compartiendo 3 temáticas, impartida en estos dos días y es desglosada de la siguiente manera.
a) "Venga tu reino, hágase tu voluntad", por la hermana Ruth Hidalgo, de la Iglesia Valparaíso Costa Rica
b) "El reino de Dios y su justicia", por la pastora Jacqueline Toro de la Iglesia 2° de Los Andes
c) El reino de Dios y la estabilidad espiritual del Creyente", por la pastora SAndra Maldonado de la Iglesia El Belloto Sur.
En los servicios nocturnos se dieron diversas oportunidades a pastoras de esta región, quienes agradecieron al Señor por suis muchas misericordias.

Algunas fotografías de esta Convención.

  


   

El servicio nocturno de clausura fue coordinado por el pastor anfitrión, y el mensaje de la palabra de Dios fue impartida por nuestro Obispo Juan Ormeño Lagos en el libro de 1° de Reyes cap. 17, cuya reflexión fue "El sustento milagroso de Dios a los suyos".

   

Al concluir esta hermosa jornada, los asistentes alabaron al Señor y se culminó en un grato ambiente espiritual... 
Nuestro Dios bendiga grandemente a la amada Iglesia 1° de Viña del Mar y sigamos orando por nuestra pastora Cristina Granja viuda de Alvarado, quien con mucho esfuerzo participó de esta Convención, pero ella está pasando una gran prueba de enfermedad, solo confiando en el Señor que hará un gran milagro en su vida.


Comunicaciones IUMP
Pr. Mario Ceballos B.

martes, 6 de mayo de 2014

Hermosa bendición en antofagasta

IGLESIA 1° ANTOFAGASTA
GRAN CONVENCIÓN JUVENIL 2014
Los días viernes 18 y sábado 19 de abril del 2014,  en La Gran Perla del Norte,  tierra natal de muchas almas, la Primera  Iglesia Unida Metodista Pentecostal de Antofagasta,   administrada por nuestro Pastor Presbítero y miembro del directorio Juan Mesías Urriola y su distinguida esposa Mely Cortés Palta,  abrieron las puertas para la gran cita de celebración de la Convención Nacional de la Juventud de nuestra iglesia (JIUMP).
Desde el día que nuestro amado Pastor fue consultado si  la Convención Nacional de Jóvenes podía realizarse en nuestra ciudad, en ningún momento hubo duda y mi Pastor simplemente dijo amén. Siempre con el  deseo de que el evento se desarrollara en  todas las dependencias de nuestra iglesia. Conociendo del gran desafío que estábamos siendo parte se empezó con un trabajo titánico de ampliación de nuestras dependencias,  construyendo cocina y comedores grandes, en un tercer piso y salas de dormitorios en un cuarto piso. Con sus respectivos baños y duchas.  Eso significó que la iglesia se agolpara a construir y a colaborar económicamente poniendo a Dios por fiador que EL nos daría la victoria.
Para tan magno evento era necesario trabajar inmediatamente  en la  organización;  para lo cual se nombró una comisión  de cuatro hermanos, encabezada por nuestro Hno. Marcos Mesías, quienes estarían al frente de  todas las comisiones  que se conformaron; y un Hno. A cargo de la parte espiritual, donde  motivó a la iglesia a redoblar la oración acompañada con ayunos para que el Señor confirmara los trabajos que se estaban realizando.   Pudimos ver la ayuda Divina de Dios latente porque en Su infinita misericordia fue proveyendo los recursos necesarios.  Para el hospedaje  los hermanos abrirían las puertas de sus casas para recibir  a los hermanos acreditados y se utilizaría los dormitorios del cuarto piso que se estaban construyendo (este último no fue necesario usar)
Debido al número de convencionales que asistirían no fue posible realizar el evento en su totalidad en las dependencia de  nuestra iglesia  como era el deseo de nuestro Siervo y combinamos consiguiendo un colegio muy cercano a nuestro templo en donde se desarrollaron las tareas de unos 900 hnos convencionales y posteriormente realizar dos reuniones nocturnas con un audiencia  de 1000 hermanos aproximadamente.
Para la implementación de lo que deseábamos lograr, nos visitó la Directiva del JIUMP para verificar en terreno si contábamos con la infraestructura necesaria para el evento, no considerando en su mente ¿cómo quedaría ese colegio convertido en un templo? Se diseñó un escenario a escala en 3D a fin de proyectar una idea y presentarla al presidente de JIUMP.  Los hnos bendecidos con la tarea de decorar y  preparar el lugar  fueron dotados de creatividad e inteligencia por nuestro Dios. Nuestro Señor fue moviendo  los corazones para que algunos instrumentos  colaboraran con la prestación de la amplificación e iluminación completa  sin costo alguno.  Así mismo  se abrieron puertas para que este evento fuera transmitido  vía internet y fue motivo de mucha bendición  para muchos hermanos que están esparcidos  en nuestro  país y en diferentes países.
Durante la ejecución  queremos destacar la manifestación de  la gloria de Dios ya  que el colegio entregó sus dependencias 24 horas antes del inicio  del evento, espacio de tiempo que tuvimos para llevar acabo todo lo planificado, organizar las salas las cuales funcionarían para que trabajaran los expositores  y posteriormente  habría una dotación de hermanas Dorcas  para servir el almuerzo  en el menor tiempo posible, objetivo que se cumplió para la Gloria de nuestro Padre Celestial.
Este evento, nos dio la oportunidad de compartir de manera práctica esta convención con las demás iglesias de una ciudad como Antofagasta, que tiene Cuatro Iglesias, fue así como se coordinó una cena encuentro de nuestro amado Obispo con la Tercera Iglesia, hecho este que sin duda ha sido de mucha bendición  para  los hermanos y sus pastores, así como también, el cóctel que tuvo la oportunidad de preparar la Segunda Iglesia para nuestro Obispo y pastores asistentes en los comedores  de nuestro  templo, encuentro que fue de gran bendición para toda la hermandad.
Esta convención  sin duda ha sido de mucha bendición para todas nuestras iglesias,   ya que por medio a esta  llegaron mucho hermanos que por mucho tiempo no se congregaban para prestar sus servicios en  la obra del Señor trabajando arduamente tanto en la iglesia, colegio y abriendo las puertas de sus hogares para recibir a los convencionales. 
Hermanos que después de alojar  a los príncipes del Señor han sido bendecidos grandemente, con grande respuestas de libertad a familiares  que se encontraban presos en cárceles. También la bendición de recibir promesa de liberación espiritual y sanidad física para un hermano con más de 17 años encarcelado espiritualmente. Hogares  bendecidos económicamente.  Devolución de tierras ( casos resueltos en tribunales).
Dios Ordenó los tiempos, proveyó  todo lo necesario y pudimos ser testigos oculares de la manifestación gloriosa del Espíritu Santo de Dios en esta hermosa Convención. 
 
TESTIMONIOS DE AGRADECIMIENTOS
Con la certeza de que la celebración de la Convención Nacional de Juventud (JIUMP) sería de mucha bendición para nuestro pueblo muchos sin saberlos abrieron sus hogares y hospedaron ángeles, los cuales fueron motivo de grandes bendiciones.
                Confiada en el Señor y dispuesta a abrir todas las puertas de su casa, la Hna. Soledad Araya, se dispuso a recibir  a los hermanos que le fueran asignados, para esto se preparó módicamente de la mejor manera.  No dejó un solo detalle al azar “ No olvidéis de la hospitalidad, porque por ella algunos sin saberlo hospedaron ángeles”( Hebreos 13-2), su hijo quien se encontraba privado de libertad condenado a 15 años de prisión sin beneficios  ya habiendo cumplido 10 años  y buena conducta le permitieron estar en un lugar el cual es denominado el CE  donde le permitía los fines de semana dormir en su casa.  Conociendo sobre el evento que la iglesia estaba celebrando este varón se puso a la disposición de su madre para ayudarle  con la visita  en todo lo que fuera necesario y le dijo que no se preocupara por nada.   Estuvo dispuesto a trasladar a las visitas a la iglesia, colegio, y lugares que ellos necesitaran ir.  Al concluir el evento también terminaban sus días en la casa y tenía que retornar  a su lugar de reclutamiento.  Pero la gran misericordia del Señor se manifestó  siete días más tarde, cuando estando en su hogar en los días que le otorgaban le llaman y le piden que se presentara  inmediatamente ante el suboficial, nervioso por el llamado se hacía varias interrogante en sus pensamientos pero para su sorpresa  el llamado era para informarle que se le  otorgaba  la libertad y que solo debería ir a firmar todos los meses. GLORIA A DIOS.  Nadie sabe cómo fue.  Lo que sí sabemos es que Dios es el Dios de lo imposible.  Para Dios todas las alabanzas. “
HNA. SOLEDAD ARAYA
                Nuestra hermana Ivonne Alfaro trabajó arduamente antes  y durante este magnífico evento, pero nunca pensó que el Señor le pagaría tan ricamente todo su esfuerzo.  Su hermano quien se encontraba condenado a cinco años y un día sin beneficio   ni mérito alguno llevaba dos años once meses cumpliendo con la condena que le fue otorgada;  durante ese proceso ella se humilló y buscó  a Jehová con el alma y lo presentó en la Cadena de Oración delante de la iglesia.  “ Busqué a Jehová y Él me oyó y me libró de todos mis temores”. (Salmo 34-4) pero sorprendentemente este fue dejado en libertad   a los pocos días después. Agradecida de la gran bendición que el Señor entregó a su familia da Honor y Gloria para nuestro Dios.
HNA. IVONNE ALFARO

                Por muchos años nuestra Hna. Nohemí Villanueva, luchó por recuperar unas tierras herencia de sus padres ya que otras personas se adueñaron de estas, con escrituras y posesión; motivo que provocó una mayor dilatación en el proceso de estas, el  cual fue  presentado  en los tribunales.  Realizando grandes esfuerzos y tramites  se encontraba nuestra hermana antes de la realización de la convención nacional, pero comprometida con la obra del Señor  y sintiendo que todo estaba perdido retornó Antofagasta para trabajar en este evento;  y posterior al evento recibe la noticia de la devolución de todas las tierras que por más de 40 años había luchado sin respuesta alguna.” Y le dijo David: No tengas temor, porque yo la verdad haré contigo misericordia por amor de Jonatán tu padre, y te devolveré todas las tierras de Saúl tu padre; y tú comerás siempre a mi mesa” (2 Samuel cap.9-7)  Para el Señor toda Honra y alabanza, por los siglos de los siglos, amén.
                                                                              HNA. NOHEMI VILLANUEVA


¡¡¡PARA EL SEÑOR QUE VIVE HONRA, GLORIA Y ALABANZA DESDE HOY Y PARA SIEMPRE!!!

PARA EL SEÑOR QUE VIVE HONRA, GLORIA Y ALABANZA
HNA. NANCY HIGHFIELD
CORRESPONSA 1RA ANTOFAGASTA

Fernandita, un milagro ante nuestros ojos

El verano recién pasado, mientras nuestra Iglesia comenzaba a vivir su gran fiesta 2014, como es la Asamblea Anual de pastores, en la comuna de Peñalolén, ocurrió un triste accidente. El hermano Fernando Figueroa, de la iglesia de Colón Oriente, mientras prestaba servicio en el casino de este evento junto a su esposa María de los Ángeles Guevara y con ellos su pequeña hija de un año, Fernanda, sufre un accidente de tránsito. Aquí les compartimos su testimonio.
El día miércoles 05 de febrero cuando me dirigía con mi hija Fernandita al Centro de Eventos Chimkowe  fuimos impactados por un bus de la locomoción colectiva a eso de las 18:00 horas. Junto a mi hija quedamos en estado de inconciencia y solo recuerdo que una transeúnte gritaba muy eufóricamente. En ese momento se acercó mucha gente alrededor, vecinos, hermanos y pastores que estaban cerca del lugar del accidente, uno de ellos, nuestro pastor Carlos Sanhueza de la iglesia de Ovalle tomo a mi hija y la ungió en el nombre de nuestro Señor Jesucristo junto a otros pastores y hermanos. Mi hija estaba sin signos vitales y su carita estaba morada, nuestros pastores y hermanos seguían ungiendo a mi hija y en ese momento el Señor obró misericordia Fernanda volvió a la vida estallando en llanto.
Mientras tanto llegaron al lugar paramédicos para trasladarnos a urgencias. Al día siguiente solicité el alta en forma voluntaria y nos fuimos junto a mi familia a ver el estado  de salud de mi hija. Conversando con el médico tratante, nos señalaba que estaba muy grave y por su situación tuvieron que entubarla para proporcionarle oxigeno. Dentro de los múltiples exámenes que le efectuaron se realizo un TAC de cerebro en el que encontraron una fractura de cráneo pariotemporal y occipital (fractura lado derecho  posterior).
El día jueves su médico tratante nos señaló que debían realizar una resonancia magnética, que determinaría si Fernandita iba a tener algún daño neurológico o si quedaría con alguna secuela para toda su vida. Este examen se realizaría el día jueves 06 a las 22:00 horas. Cuando supimos la importancia de ese examen estábamos en la clínica y nuestro clamor era para que Dios tuviera misericordia de nosotros y nos enseñara su amor y su gloria con mi hija.
En ese momento solicité la oración por mi hija Fernandita. Ese día Jueves 06 nuestro Obispo Juan Ormeño Lagos, inspirado por Dios, al pedir la bendición en el servicio de la Asamblea,  realizó un ungimiento especial por mi hija, y el Señor lo ocupó en sobremanera, recuerdo latentemente cuando mi Obispo ocupo las siguientes palabras “Esperamos en el nombre de Él (Jesús) que Fernandita vuelva a la vida, en esta noche día jueves esperamos que Fernandita sonría otra vez, ahora mismo la vida llega a la clínica Santa María… Aleluya… ahora mismo la clínica Santa María tiembla… por que la vida ha llegado allí… y tendremos buenas noticias”.
Ese ungimiento  caló mi vida a lo más profundo de mi corazón, debo reconocerlo que cuando el médico me explicó la importancia del examen que se realizaría vino una angustia a mi vida y no  paraba de llorar, pero Dios una vez más demuestra su amor y cuando vi el ungimiento realizado por Dios por boca de nuestro Obispo vino una calma que nunca había sentido, una tranquilidad en mi corazón  que ni yo mismo me lo explicaba.
Al día siguiente nos fuimos confiando nuevamente a la clínica confiando que Dios ya habría obrado en mi hija sanidad. Hablando con el médico tratante nos señaló que el examen salió completamente normal y no tendría ninguna daño neurológico como así también ninguna secuela en su vida, todo esto para la gloria de Dios.
Dentro de las múltiples visitas que recibimos en la clínica y nuestro hogar,  pastores, hermanos en Cristo, familiares y amigos, recuerdo un precioso consejo de un hermano amigo que nos dijo esto: “Fernandito junto a su esposa ahora ustedes van a ver cómo la gloria de Dios se verá reflejada en su hija”, esas palabras me quedaron tan grabadas y junto a mi esposa vimos como en cada segundo, en cada instante nos llegaban con buenas noticias de diferentes especialistas refiriéndose al estado de salud de Fernandita. El neurocirujano nos señalo que no habría necesidad de intervenir quirúrgicamente, el otorrino dijo que él a nuestra hija la iba a entregar perfecta y que confiáramos en Dios. Así también se cumplía una promesa de Dios que había recibido mi esposa que a nuestra hija Dios iba a ser la obra perfecta. La pediatra se sorprendía con lo rápido de su recuperación; el traumatólogo se alegraba porque sus huesitos sellaron completamente y su fractura ya no estaba; la neuróloga nos comento que ella será una niña muy inteligente y normal,  que todo lo que estábamos viviendo sería una historia para contar, pero teníamos que tener en cuenta algo, que Dios tenía un propósito para nosotros dos, y que teníamos que descubrir cual era. La Kinesióloga nos comentaba que Fernandita es muy alegre y tenía mucha fuerza.
El día sábado 08 a las 14:30 horas nuestra hija fue desconectada de todas las maquinas y pudo respirar por si sola para la gloria de Dios, los médicos estaban sorprendidos de la evolución de ella; nosotros sabíamos que servimos a un Dios verdadero a un Dios que nos prometió darle vida a nuestra hija y que nuestra hija iba a sonreír nuevamente.
Así pasaron los días y fue dada de alta, volvíamos a nuestro hogar con nuestra hija completamente sana, sonriendo, y llena de vida, en ese momento  confirmamos lo que Dios nos había dicho, que Él iba hacer la obra perfecta en ella.
A casi tres meses del accidente fuimos a control y el médico le dio el alta definitiva a Fernandita confirmando que está completamente sana y sin ninguna secuela para la gloria de Dios. Al momento de salir de la clínica yo daba las gloria a Dios por su amor para con nosotros, y mi hija me miro y ella en su alegría levanto sus manos y dio las gloria a Dios!!!.
Damos gracias a Dios primeramente por permitirnos vivir este proceso y sacarnos en victoria, sin lugar a duda de Él es la gloria. Agradecemos a nuestro Obispo Juan Ormeño y Pastora Diaconisa Alicia Parada por sus oraciones y  noble gesto de preocupación constante por nosotros; a todos nuestros pastores de todas las partes de Chile y en el extranjero; a los Voluntarios, Dorcas, Ciclistas, a mi querida Jiump, Coro Nacional y todos aquellos hermanos en Cristo, amigos, familiares que estuvieron orando por mí y mi hija Fernandita. Por todos los llamados, muestras de cariño dejadas en las diferentes redes sociales, a todos ustedes deseamos nosotros la “Familia Figueroa Guevara” que Dios les colme de bendiciones en sus vidas.
A Dios tributamos toda honra y gloria desde hoy y para siempre, y para nosotros su misericordia!!! Amén.

Hno. Fernando Figueroa Valenzuela
Iglesia Colon Oriente